La Educación no solo se mejora dentro de los colegios

Por Álvaro Poblete 

En este último el tema de la educación y los posibles motivos de la mala calidad de esta, ha sido sin duda, uno de los mas discutidos. Me llama la atención que la mayoría, si es que no todas las opiniones, no escapan mas allá de los establecimientos educacionales o de los mismos profesores, que son los que finalmente “educan” a los jóvenes de Chile. También se apunta al área de la economía, cuando escuchamos la famosa frase “se debe hacer una reforma tributaria” o “debemos renacionalizar el cobre”, pero yo me pregunto, ¿qué pasa en la ciudad?, ¿en los barrios?, ¿en las mismas casas? ¿Tiene alguna relación el medio en donde nos desenvolvemos con la calidad de educación que recibimos?

Pareciera no ser necesario acudir a los datos para responder dicha pregunta, pero hagámoslo de todas formas: Las escuelas que atienden a los dos quintiles más pobres alcanzan rendimientos muy bajos. En promedio no logran que sus alumnos lean y calculen bien. Según los datos del SIMCE de 4° básico del año 2002, el nivel socioeconómico bajo, que representa al 10% más vulnerable de la población, logra en promedio 226 puntos en lenguaje, 220 en matemática y 227 en comprensión del medio. El nivel socioeconómico medio bajo, que cubre el 32% de la población, bordea los 230 puntos en las pruebas de matemática, lenguaje y comprensión del medio. En términos de aprendizaje, obtener menos de 226 puntos en matemática significa que el alumno ni siquiera ha alcanzado los conocimientos de segundo básico cuando está por finalizar cuarto básico.

Ahora lo invito a responder la siguiente pregunta, enfocándonos solo en Santiago: ¿Dónde se ubican esos establecimientos de baja puntuación, por lo tanto de mala calidad?, ¿en el centro o en la periferia?, ¿hacia el oriente o hacia el poniente?, ¿en Las Condes o en La Pintana? Parece ser obvia la respuesta, ¿o no?

“Pero, ¿Cuál es la solución?”, me preguntará usted. A mi parecer, es un tema de largo aliento. Sería ridículo pensar en cerrar todos los establecimientos que se ubiquen en sectores vulnerables y llevar a todos esos niños a estudiar al sector alto. ¡Es un problema de oportunidades señores! En las comunas más pobres, la falta de equipamiento, áreas verdes comunes, servicios, entre otras cosas, son demasiado notorias, y la calidad del espacio público, en donde los niños se desarrollan, afecta directamente en su formación como personas y en su manera de comportarse en la ciudad, y la ciudad abarca desde plazas y calles, hasta casas y edificios como colegios, por poner un ejemplo. Mi intención no es indagar en temas sociológicos, pero existen estudios que explican con mayor detalle lo anterior.

Creo que al problema de la segregación espacial en la ciudad, no se le ha dado la importancia que se merece. Y les vuelvo a insistir en la pregunta del comienzo, ¿Tiene alguna relación el medio en donde nos desenvolvemos con la calidad de educación que recibimos? Antes de criticar el sistema educacional como una totalidad, hay que entender que la educación es un tema amplio, y está compuesto por muchas más partes. Los invito, como dice la conocida frase, a que “partamos por casa”.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Columna Contingencia. Guarda el enlace permanente.

12 respuestas a La Educación no solo se mejora dentro de los colegios

  1. El Soñante dijo:

    El contexto condiciona lo que sucede dentro de las aulas, más ello no es determinante; en México suceden cosas similares, en muchas comunidades rurales de bajos recursos se imparte educación de baja calidad que no responde a las necesidades reales de los aprendices, y ello los introduce en un circulo vicioso de miseria y pobreza.

    Un saludo desde http://lunare.wordpress.com/ ojala pueda pasar a dejar un comentario en mi blog, gracias de antemano.

  2. Catalina dijo:

    Entiendo que el tema de la educación no sólo parte desde el interior de los colegios, pero hay que tener claro que tampoco es tan fácil como “partir por casa”, si no mas bien como un partir por la comunidad y sus hábitos.
    Es verdad que para que una buena educación tenga un verdadero efecto en los estudiantes, la calidad de vida de los niños que habitan en sectores marginales debe mejorar, y para esto es necesario equipar estos sectores con infraestructura y áreas verdes. Pero si éstas ya existen, es importante cambiar el modo de vida de los habitantes para que se de un buen uso de ellas, que genere seguridad y estabilidad en las familias, y que tenga así una estrecha relación con la vida de los establecimientos educacionales.

  3. Ana Cristina dijo:

    El problema no es cuestión de punto cardinal, no se trata de oriente o poniente, se trata de combinación de factores a favor o en contra. Hablando en términos arquitectónicos, lo mas importante, antes que disponer áreas verdes y espacios urbanos que colaboren al principio de iniciar la educación “por casa”, lo relevante es encontrar la manera de dar lugar a espacios académicos que permitan una integración urbana y una construcción del sector donde se insertan; a tal punto, que no quepa la mediocridad, la insuficiencia ni la falta de calidad académica y que contrariamente solo den cabida a transformaciones favorables; claro esta, que desde un buen diseño no es posible garantizar una correcta educación, pero lo que si es cierto, es que si estamos hablando de entorno inmediato y de medio de desarrollo, un equipamiento educativo emplazado donde es NECESARIO, diseñado apuntando a satisfacer a la comunidad como conjunto y no al alumno como objetivo y pensado con una visión detonante que permita una transformación total de un sector, usando la excusa del equipamiento educativo, no solo es posible, es un medio efectivo, pertinente y seguro en la búsqueda de la transformación de la ciudad…he aquí un ejemplar: http://www.plataformaarquitectura.cl/2009/10/13/colegio-las-mercedes-juan-manuel-pelaez/.
    Si por algo podemos empezar… es por hacer las cosas BIEN hechas como arquitectos, construyendo una sociedad que no debe distinguir entre clases para dar pie a lugares excepcionales donde solo quepa buena educación!.

  4. Maria Pia Jardim dijo:

    Sin duda, y de acuerdo contigo, creo que la educación debe comenzar por casa, el entorno en el cual crecemos y adquirimos nuestros valores y cultura, nos alimenta la forma de pensar, expresarnos y ser tolerantes con nuestros pares.
    Si bien la educación que recibimos desde que comenzamos nuestra formación escolar, tiene por objetivo adquirir las herramientas para enfrentar el mundo que nos depara en el futuro, no debemos olvidar la educación que se adquiere por nuestras amistades, nuestros barrios, el entorno donde crecemos cuando no estamos conectados a los libros, gran parte de nuestra forma de ser y expresar la cultivamos socialmente, si bien la educación es un derecho de todos, la calidad de educación debe comenzar por nosotros mismos.

  5. Diego Ábalos dijo:

    La desigualdad en nuestro país se ve claramente reflejada en las comunas, y dado que el sistema de colegios es municipal, o sea depende directamente de la comuna, se genera un círculo vicioso en cuanto a segregación y educación. Las comunas más pobres reciben menos dinero por concepto de impuestos, lo que impide que puedan invertir más en educación. Por otro lado, estas comunas al estar físicamente segregadas de las oportunidades, a las familias se les hace muy difícil buscar establecimientos educacionales en otras comunas con mayores recursos. Por eso el tema fundamental, de des municipalizar la educación me parece prioritario en el tema de la educación primaria y secundaria en nuestro país.
    Por otro lado, el gran problema de la educación en Chile no viene sólo desde los colegios. Llama la atención que el medio más utilizado por niños y familias enteras para información y entretención, como es la televisión abierta, sea de tan poco contenido, es cosa de ver la programación de un viernes o sábado en la noche. Pienso que debería haber mayor intervención del Estado, a través de su señal pública, para generar programación que sea educativa, con información de calidad y propensa a generar diálogo y debate dentro de los hogares chilenos ya que como menciona la columna, la educación debe partir por casa.

  6. Rosanna Cáceres Vergara dijo:

    El problema no pasa por donde se ubiquen las comunas: oriente, centro o sur, sino que pasa por las oportunidades terminos de calidad de vida, que estas comunas le entregan a sus ciudadanos, ya sea en areas verdes, en seguridad, en calidad de edificaciones, en desidad poblacional o en aseo y ornato. Y, tal como mencionaste, hay cientos de estudios sociologicos que así lo comprueban, de modo que el tema no pasa por mover los colegios o por mejorar cada establecimiento por si mismo, ya que no son una burbuja y trabajan con gente que se ve muy afectada por el ambiente, sino que solo vamos a poder solucionar o mejorar la edución en Chile, cuando se tomen medidas efectivas en contra de la segregación poblacional y en cuanto al mejoramiento de la seguridad y el aseo en los barrios, además de un sistema de apoyo a las familias más vulnerables y un sistema judicial eficaz acompañado de buenas politicas de reinserción social. Osea, que en pocas palabras, mejorar la educación pasa por mejorar todos los sistemas sociales, y así erradicar poco a poco el circulo de la pobreza…..Al expresarlo así, parece un tema titánico, casi utópico.
    Pero al re-analizarlo y buscar por donde empezar, el tema más abarcable parece ser la educación, ya que al mejorar efectivamente las herramientas que les entregas a los niños, aunque sea un poco cada año, y al motivarlos y enseñarles valores y ganas de superarse, más que enseñarles contenidos, se les estará enseñando a ellos mismos a romper con el circulo de la pobreza. Lo que en suma, y a largo plazo, mejorará el sistema en general.
    Por otra parte, como arquitectos, no tenemos las competencias para mejorar la educación, pero si podemos contribuir a mejorar la calidad de las viviendas sociales y de la poblaciones y barrios que se entregan, o mejorar los parques y las areas verdes. O sea podemos contribuir a mejorar las variables que generan que lo entregado en los estabecimientos llegue efectivamente a los alumnos, ya que está comprobado que con una mejor calidad de vida, existen más posibilidades de obtener mejores aprendizajes.

  7. Felipe Iglesias N. dijo:

    Con respecto a la solución, no creo que sea tan difícil proponer una que de con el tono a la envergadura del problema. Primero existe un problema increíble en cuanto a la desigualdad de recursos que cada comuna obtiene. Esto de partida se genera debido a los sectores sociales que viven en cada comuna y la cantidad de ingresos que generan para cada sector. Quizás suene muy obvio el hecho de que lo que cada Comuna genera se reinvierta en este mismo sector, pero si uno piensa no responde al problema global en donde uno no vive solo en la Ciudad, si no que tiene que “convivir” con gente de otros lugares, de manera de generar “desarrollo humano integral”.

    El ejemplo más destacado en esta materia se dió en la Renovación Urbana de Medellín, en donde el alcalde Sergio Fajardo logra cambiar la imagen de la ciudad, transformando los espacios públicos, remodelando el transporte y las áreas de reunión de la población más pobre. Esto lo logró de partida gracias a la potestad que el Alcalde tiene en Colombia, en donde puede obtener los recursos de toda una ciudad y atacar los problemas que atañen a la ciudad en conjunto, de esta forma los recursos que naturalmente generan las personas de mayor recurso lo invierte en mejorar los espacios de la población vulnerable. De esta forma se mejora la calidad de vida y se les asegura bienestar a toda la población.

    Como ven de partida la solución debe ser de política, ya qu edebe existir un ente superior a los alcaldes que logre enfocar los recursos e invertirlos de manera de mejorar la calidad de vida colectiva.

    Lo que sucede hoy en día en Chile son crímenes políticos, como el hecho de que un comuna con recursos, separe al sector más problemático y lo convierte en otra comuna, de manera que “mate sus propios piojos”, como sucedió en la separación de Iquique con Alto Hospicio.

  8. Alberto Daniel Alanis Baker dijo:

    si bien se dice la mejor escuela esta en la casa y sino pues en la calle, estoy de acuerdo contigo, la falta de espacios recreativos y espacios públicos es una de las causas por las cuales la educación no puede progresar y no digamos educación de libros sino educación con valores. estamos de acuerdo que sin un buen cimiento de valores y responsabilidades, las personas que estudian simplemente no se pueden comprometer a ser mejor estudiante ni mucho menos mejor persona. la característica de estos espacios ayudarían al cambio radical o a dar el primer paso en esta lucha que tanto se da por la educación; por ejemplo un espacio abierto donde las personas que viven cerca, ya sean del nivel socioeconómico que sea, que lo tomen personal, que lo adopten y sea parte de su vida, la gente puede aspirar a que algún día pueda tener algo propio de ese “calibre” como diríamos en México; por lo tanto la gente estaría comprometida a cuidar y a comprometerse en un espacio que es de ellos.

  9. Joaquín Arriagada Comunian dijo:

    Los problemas en la calidad de la educación de los sectores pobres, al igual que los de infraestructura, espacio público, vegetación, áreas verdes y tantos otros, tienen el mismo origen, el sistema municipal. No en el sistema en sí mismo, si no en su aplicación en Santiago. En algún punto se resolvió dividir la ciudad en una enorme cantidad de pequeñas comunas, probablemente para descentralizar la administración, no tanto del territorio, sino de la población. Pero la división fue poco balanceada, y el resultado fue que mientras un grupo afortunado de comunas concentran el comercio, los servicios y la oferta de vivienda, otro grupo aloja prácticamente sólo vivienda social, y quizás algo de industria. El problema que surge es que este último grupo no cuenta con los ingresos por impuestos y contribuciones del que gozan las demás, por lo que la relación se hace sumamente simple: Las comunas que alojan vivienda social no pueden permitirse educación e infraestructura de calidad, ni menos áreas verdes o espacio público. El sistema se sume en un círculo vicioso, en el que dejar la marginalidad se hace tremendamente difícil.

  10. Camila Romero Iriondo dijo:

    En primer lugar, creo que la educación de una persona depende en gran parte de 3 sectores: el colegio, la familia y entorno, y la persona misma. Cuando las tres funcionan, la situación es claramente ideal. Si una de ellas falla, las otras dos podrían ayudar a hacer la situación lo mejor posible. Finalmente, si las 3 fallan tenemos un problema. A mi juicio es esto lo que está pasando en Chile: sea por la razón que sea hay una gran mayoría de alumnos que quiere hacer lo menos posible, aprender lo menos posible o simplemente no ir a clases, (a todo nivel hay un cierto desinterés por aprender); a nivel familiar pasa algo parecido, el entorno de estos alumnos quizás tampoco tuvo una educación que le permita apoyar y mejorar la situación; por último tenemos a los establecimientos educacionales que si no cuentan con profesores, instalaciones, equipamiento, etc. de calidad, terminan agudizando el problema.
    Aquí es donde difiero con la columna, en el sentido que la educación NO siempre puede partir en casa y tampoco se puede controlar que parta por el estudiante; y por lo mismo, debe partir del único sector que puede controlarse y regularse: los establecimientos. Son éstos los que jamás deberían fallar, y que debieran garantizar su rol en la educación de los estudiantes. Al tener estudiantes preparados desde temprana edad, evitaríamos que llegaran a salir del colegio sin más posibilidades o con opciones de mala calidad.
    Finalmente, con respecto al título, creo que en cierta manera tiene mucha razón. Si bien anteriormente dije que la educación se tiene que garantizar desde los establecimientos, es sólo como partida, ya que si hablamos de cultura en general, coincido que el tema sale con creces de sólo los colegios. Creo que en general lo que te puede enseñar un colegio no es suficiente si no existe una sociedad en general que te exija “un poquito más”; creo que la sociedad chilena cae mucho en eso. Hablando incluso de alumnos de los mejores colegios de Chile, o de las clases más altas; los niveles de ignorancia son casi impresionantes y las evidencias de esto son muchas, pero quedándonos sólo con algunas podemos ver: la programación de la televisión nacional y el contenido de los programas más vistos, lo poco que lee en general un chileno, lo poco que invierten las clases altas en arte y conservación de patrimonio (en comparación con otros países), entre muchos otros. Quizás lo que hay que preguntarse es eso, ¿por qué en general no nos gusta saber y aprender más?

  11. Hugo Bertolotto dijo:

    “¿Tiene alguna relación el medio en donde nos desenvolvemos con la calidad de educación que recibimos?”

    Yo encuentro que los temas están relacionados. La educación municipal es muy desigual según en la comuna en que se dicte. Por ejemplo es muy diferente un colegio municipal de Las Condes con uno de La Pintana, en cuanto a nivel de educación, profesores, materiales, infraestructura, etc. Y pasa exactamente lo mismo con la comuna en sí, existen distintas prioridades o necesidades, etc. Todo se basa en el presupuesto municipal de cada comuna, mientras unas pueden hacer parques con ciprés de las guaitecas (es del sur pero lo plantan igual) o festivales de jazz al aire libre, otras con suerte pueden solucionar el grifo que no funciona. Es netamente un tema de recursos que se ve reflejado en los barrios, prácticamente en todo y afecta, claro que afecta. Por eso escuchar a un alcalde de una comuna rica, planteando la idea de cerrar sus colegios solo para estudiantes residentes de su comuna, es la esenCIA del egoísmo. Existen muchos alumnos que viajan largas horas de comuna en comuna para poder recibir una educación de mejor calidad y salir adelante.

    PS: Si quiere aportar con un granito de arena a comunas que lo necesitan, basta con decirle a su familia que pague la patente de su auto en cualquier de ellas. Algo es algo.

  12. Alice Candemil dijo:

    Concuerdo que si existe una relación entre el medio en donde nos desenvolvemos con la calidad de educación que recibimos. En Santiago podemos ver claramente que las áreas verdes se concentran en los barrios de mayores ingresos, mientras que en los barrios más vulnerables existe una escasez de éstas. Creo que estamos todos de acuerdo que eso no debería seguir siendo así. Una de las maneras de mejorar la educación, parte por tener cerca un espacio público de calidad, donde precisamente para esos sectores, donde las viviendas tienen un mínimo tamaño, se necesita espacio para el esparcimiento y el encuentro.

    Un ejemplo notable, son los proyectos realizados por la Fundación Mi Parque, ya que esta entidad busca construir y mejorar las áreas verdes en las zonas vulnerables de nuestra ciudad. No podemos olvidar, que un parque además de entregar un aspecto estético a su entorno, también puede mejorar la calidad de vida de un lugar, y al mismo tiempo puede entregar dignidad, logrando así la posible cohesión social en una comuna.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s