El Anegamiento del Río Mapocho

Por Joaquín Arriagada

Santiago no ha sido justa con el río Mapocho. Es probable que originalmente existiera algún resentimiento generado por las crecidas y consecuentes inundaciones que afectaban a sus habitantes. Por ello ha sido visto históricamente como un largo obstáculo que separa la ciudad. Para algunos presentaba, sin embargo, una gran ventaja: podía funcionar como un gran alcantarillado natural. Su canalización, a fines del siglo XIX, fue una gran oportunidad para esconder este torrentoso y probablemente ya maloliente río de la ciudad. Los hermosos parques que desde entonces se han construido en su borde, no lo han resaltado ni integrado, funcionan más bien como una bella barrera, una excusa para no mirar hacia abajo. El Mapocho se transformó entonces en una llaga.

Lamentablemente en tiempos más actuales se amplificó enormemente esa condición con la construcción de la autopista Costanera Norte, que, excepto en las comunas de Santiago y Providencia, terminó por matar casi cualquier posibilidad de integrar el río por esa ribera.

Afortunadamente esta condición residual del Mapocho está cambiando. Desde el proyecto de Aguas Andinas que desvió las aguas servidas que se vertían en él, la población está comenzando a reconocer lo que tiene para ofrecer. Y es que cuando en Santiago cuesta ya encontrar un pedazo de tierra para descansar de las casas y los edificios, el río aparece como un regalo, un espacio libre que la ciudad no pudo llenar completamente. Esto es una tremenda oportunidad.

Las autoridades también están notando estas oportunidades. Finalmente el Mapocho está teniendo el protagonismo que merece. Pero se debe tener cuidado. Es muy fácil caer en la tentación de crear ambiciosos y fantasiosos proyectos que terminen por destruir su verdadera naturaleza.

Este el caso, por ejemplo, del emblemático “Mapocho Navegable”, proyecto de la Fundación Futuro. El nombre es sumamente atractivo, ¿quién no querría navegar por Santiago? Sin embargo este nombre genera una imagen confusa en el público general, ya que esta utopía no es posible en un río torrentoso como el Mapocho, la pendiente no lo permite. El proyecto plantea en realidad una serie de diques que retienen el agua. El resultado son varios tramos navegables, como lagunas separadas, en ningún caso recorribles longitudinalmente.

El proyecto atenta directamente contra la naturaleza del río Mapocho. Su carácter de flujo se fragmenta, y desaparece, cuando precisamente debería ser potenciado. Un río que atraviesa la ciudad sin interrupciones plantea en sus riberas esta misma posibilidad. Imaginemos parques, ciclovías y caminos que no se topen con calle alguna. En una ciudad ya consolidada, y dominada por el automóvil, todo esto suena como una utopía, pero puede ser una realidad basada simplemente en el hecho de ser construida bajo la trama urbana actual. Por supuesto, debe ser una obra de infraestructura pensada para resistir las eventuales crecidas del río, pero la iniciativa del Parque Fluvial del Río Besós, en Barcelona, España, nos enseña que es posible recuperar un río canalizado y tremendamente contaminado e integrarlo a la ciudad, y no puede ser más caro que volverlo “navegable”.

Se debe aprovechar esta orilla inutilizada para generar un encuentro entre la ciudad y el río Mapocho en un mismo nivel, y transformarla en un eje continuo de integración que recorra todo Santiago.

Espero que proyectos como el Mapocho Navegable no resulten en el anegamiento del Mapocho y de las posibilidades que ofrece: de un Mapocho habitable, recorrible, caminable, cicleteable o pedaleable, en fin, disfrutable.

Foto: Mapocho navegable / inundado

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Columna Contingencia. Guarda el enlace permanente.

11 respuestas a El Anegamiento del Río Mapocho

  1. Si bien es cierto que pretender que el Río Mapocho, se convierta en el Sena con paseos navegables, y cenas sobre la cubierta de los barcos, resulto utópico por el carácter torrentoso del mismo, hay elementos rescatables de la propuesta. Para que se produzca realmente una reconversión de los bordes subutilizados del río, se hace necesaria una inversión tal, que la haga llamativa tanto para los ciudadanos como privados. El borde del Mapocho, será atractivo en cuanto es posible realizas actividades en torno a él, y no quede como el patio trasero de la Alameda como hoy en día.

    Creo que la iniciativa de Mapocho Navegable, puede parecer un poco fuera de lugar, pero rescato la intención de recuperar un elemento urbano de Santiago que no ha sabido capitalizar sus atractivos, de continuidad, espaciales y unificador.

  2. Joaquín Arriagada Comunian dijo:

    jajaja nada que hacer ahí eso de Foto: Mapocho navegable / inundado

  3. Ana Cristina dijo:

    Existen muchas ciudades que como santiago, se instalan en un valle y por lo tanto se ven en la tarea de sortear el rió que las atraviesa para expandirse, lo cual en muchos casos da pié a que se fragmente considerablemente. Por fortuna, en la mayoría de los casos mencionados anteriormente e incluyendo a Santiago en los mismos, planificadores y visionarios han tenido la brillantez de asumir las lineas hídricas significantes en herramientas de potencialización urbana a partir de transformaciones que las inserten activamente en la ciudad y que permitan una relación favorable entre los ciudadanos y los afluentes. El problema está en que convergen entonces los elementos precisos para convertir las intervenciones en pequeñas (o grandes) industrias y claramente en armas para atentar contra el libre desarrollo natural de los cauces; un río, un proyecto urbano, la responsabilidad soportada sobre estamentos públicos, una considerable área de influencia y la libertad de introducir el uso que se considere más conveniente, dan como resultado inevitablemente, un debate que oscilará entre lo que mas convenga económicamente (que por cierto casi nunca resulta ser lo mas pertinente), y aquello que es adecuado pero cuesta trabajo vender como idea (teniendo en cuenta que son los ciudadanos los clientes en cuestión y solo una pequeña porción de ellos es consciente en términos urbanos y ambientales de la problemática). como enfrentar el debate?, que posición asumir? no es tarea de quien proyecta precisamente equilibrar cargas y abordar todos los frentes posibles de manera que la ganancia sea integral?, probablemente sea muy fácil cuestionar cuando no es uno el que propone, pero claramente el Mapocho, no esta entre la vida y la muerte, esta entre hacer empresa o hacer ciudad.

  4. José Luis Guerra dijo:

    El río Mapocho que atraviesa Santiago, es una enorme oportunidad para incorporarlo a la ciudad, pero se vuelve en un obstáculo cuando se encuentran arterias tan transitadas en sus bordes que sólo permiten el tránsito de vehículos.

    A excepción de pocos lugares, no es posible caminar, recorrer el río, sino, como se menciona, se convierten en una barrera para no mirar hacia abajo.
    Son contados los lugares en los cuales se aprovecha en un cien por ciento las riberas del río, como por ejemplo, el parque de las esculturas en providencia. Entonces en el resto de los lugares, el rio en lugar de ser protagonista de la ciudad, se vuelve antagonista, pues se encuentra ahí, fluyendo, interrumpiendo la conexión entre lo que los autos quisieran, y lo que muchos; al pensar que sería muy bueno que el río no existiera y que se crearan más carriles para dar abasto a las arterias que lo recorren paralelamente.

  5. Catalina dijo:

    Si bien en gran parte de su longitud, el Mapocho actúa como lugar olvidado y peligroso, es verdad que hoy es un tema importantísimo dentro de la planificación de la ciudad. Existen iniciativas como el proyecto del Mapocho Navegable, que como dice Ignacio, tiene elementos rescatables. Pero también contamos con parques de longitudes considerables (desde Cerro Navia hasta Lo Barnechea), que tienen distintos programas que incentivan su uso y son un verdadero pulmón de la ciudad. Es verdad que la relación que éstos plantean con el río es limitada, pero se puede percibir que la tendencia de tomar el río como patio trasero se está invirtiendo y transformándose en tomarlo como una fachada para la ciudad.

  6. Felipe Iglesias N. dijo:

    Mapocho pedaleable no es una utopía si no que una realidad. Es una manera feliz de integrar el río a la ciudad. Además lo importante es que sería un espacio contínuo pasando por Quinta Normal, Santiago Centro, Independencia, Recoleta, Providencia, Las Condes y Vitacura. Una vía alternativa sin semáforos ni interrupciones. Sin vehículos motorizados. Sin cruces de calles o avenidas.

    La intervención convertiría un área subutilizada en una con valor urbano. Transformaría drásticamente una llaga en la ciudad en un paseo popular de casi siete kilómetros de longitud, abierto a todos: ciclistas, peatones y patinadores.

    Lo mejor es que es una interención de costos mucho más aterrizados que el mapocho navegable y que con un paisajismo tratado en todo el borde del Río, lograría cambiar la cara de este afluente tan subyugado.

  7. Juan Ignacio Hodali dijo:

    Los santiaguinos tenemos la constante manía de querer parecernos a las ciudades desarrollados de nuestra imaginación, pero ya es bueno que entendamos: Santiago no es París y mucho menos el Mapocho es el Sena. En primer lugar el Mapocho es un torrente, que buena parte del año casi no tiene agua ¿mala suerte? más bien una oportunidad. Como bien dices sería increíble contar con un Mapocho pedaleable, caminable, bailable, etc, otorgaría un mejor espacio para la ciudad, un espacio que no solo sería para contemplarlo o “navegarlo”, si no que serviría para todos por igual. ¿Un pic-nic un domingo junto al río? un sueño que podría ser posible, pero que cada vez se ve más lejos. Ya hay tramos aprobados para el Mapocho navegable y si se aprueba el proyecto de costanera sur, Vitacura habrá perdido por completo, como muchas otras comunas, su relación con el río. Quizás falta más información, que la ciudadanía opine, que como en otros proyectos (nudo Estoril, Vespucio Oriente) sea la ciudadanía la que elija lo que quiere para su torrente principal. Y nunca está mal ver otros proyectos similares, para hacerse la idea: http://www.plataformaurbana.cl/archive/2011/11/01/la-corriente-que-revitalizo-seul/

  8. Alberto Daniel Alanis Baker dijo:

    Cualquier ciudad querría tener un río como el Rio Mapocho, un río amplio, grande y en medio de una gran ciudad como lo es Santiago, pero tienes razón todos los parques son barreras para que la gente no disfrute del río sino de alguna área verde majestuosa. lo que si creo y no estoy de acuerdo contigo es que puede ser una gran idea realizar el proyecto “Mapocho Navegable”, la creación de un proyecto de este tipo le daría al río un gran autoestima ya que con tanto parque, su presencia bajo. es una gran oportunidad para darle vida de nuevo al Rio y esperemos que algún día se vuelva un símbolo como lo son las montañas de los andes.

  9. Diego Ábalos dijo:

    El proyecto del Mapocho Navegable en simplemente un cebo de parte de un grupo de políticos, para ganar votos y subir en las encuestas ya que como bien se menciona, la sola idea de navegar longitudinalmente a través del cauce del rio resultaría imposible.
    Lamentablemente, en este país se tiende a menospreciar lo que se tiene y por consiguiente no saber cómo aprovecharlo de mejor manera. El Mapocho en si no posee grandes atractivos geográficos… a pesar de que no existe mejor postal de Providencia que un atardecer frente a la rivera del rio y su dialogo con el cerro San Cristóbal.
    Muy acertada la columna al hacer hincapié en que las posibilidades que ofrece este cauce no se debe relegar solo al tema estético. La posibilidad de recorrer la ciudad por su orilla a través de parques o ciclo vías parece ser la mejor manera de abordar un proyecto de ciudad.
    Por último cabe destacar la iniciativa de un grupo de arquitectos a través del proyecto Mapocho 42k (www.mapocho42k.cl) que busca articular la rivera del rio como un gran y extendido espacio público para Santiago.

  10. Cristóbal Hillbrecht dijo:

    Realmente faltó una buena planificación desde el comienzo y que intentara recoger los valores que apuesta un recurso natural tan dramático como el río que cruza la ciudad. Hoy presenciamos unos bordes del río inconexos y aislados principalmente por la presión que ejercieron las pistas de tránsito vehicular. Por ende resulta tremendamente difícil llevar a cabo un proyecto de continuidad de espacios públicos a lo largo del Mapocho. Sin embargo creo que es perfectamente posible ”potenciarlo” más, a modo de fragmentos en los terrenos que lo permitan, sumandose a los parques ya existentes, y también llamando a privados que permitan dar actividades que la gente pida. El todo o nada no está en discusión, me parece que hay que ir de a poco mejorando el espacio y atractivo que podría realmente dar.

  11. Camila Romero Iriondo dijo:

    Creo que las potencialidades del río Mapocho son innegables, así como las de cualquier río que atraviese una ciudad; encuentro particularmente interesante el caso del Danubio, que solía dividir a las ciudades de Buda y Pest, y que sin embargo es hoy en día lo que las une para dar vida a una sola ciudad: Budapest.
    Si bien no estoy a favor del proyecto en su totalidad, al igual que en comentarios anteriores, sí veo en la propuesta ciertos puntos rescatables, siendo uno de ellos la intención de incorporar programas anexos al río para convertirlo en un atractivo y un lugar de interés en todo sentido. Después de todo, mirandolo desde la más completa ignorancia, ¿no sería entretenido llevar a tus hijos el fin de semana a una vuelta en bote en vez de a una vuelta al mall o otra cosa por el estilo?. Obvio que estas imágenes no justifican al proyecto, sin embargo creo que se debería buscar algo tan bueno y atrayente como lo que éste propone, y así convertirlo tal como dice Joaquín en un río disfrutable.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s